Entrevista con Julio de la Rosa

Hay cosas tan duras que, o bien las cuentas en clave de comedia, o no se las traga nadie.

julio-de-la-rosa

Julio de la Rosa se dio a conocer por el hombre burbuja y sobre todo por componer las bandas sonoras de grandes peliculas nacionales. Ahora presenta su cuarto disco en solitario avalado por las críticas. Nuestro redactor Dao, tuvo la oportunidad de hacerle unas preguntas sobre “La Herida Universal”.

 Entrevista con Julio de La Rosa

Es la primera vez que apareces en la portada de uno de tus discos. ¿A qué se debe el cambio?

Creo que era de los pocos que, firmando discos con su nombre propio, no aparecía en sus portadas. Ya era hora de dar la cara. Y este disco me gustaba lo suficiente como para permitírmelo.

Jerez, Sevilla, Manchester, Estambúl, Nueva York, Barcelona, Madrid. ¿Muy cosmopolita, no? ¿Es este es el secreto de tu sonido?

En Estambul sólo estuve de vacaciones. El sonido es ya un secreto por sí sólo: no se ve, no lo puedes tocar, no lo puedes oler, no lo puedes saborear en sentido literal. Y cada uno interpreta lo que oye a su manera. El sonido es un secreto por sí solo. Vivir en distintas ciudades solo sirve para luego distinguir acentos.

Destilas poesía por los cuatro costados, ¿La prefieres a la música, prefieres ambas o entrelazarlas?

 Me gusta todo lo que te puede llevar a alguna parte, porque en cualquier parte se está mejor que donde estás, en ningún sitio. Son los trayectos lo que convierten al destino en algo, un lugar concreto. Sin el trayecto, sin el viaje, no hay destino. Viajante, no hay destino: se hace destino al viajar. Me da igual, a propósito, la poesía que la música, pero en cualquier caso sería una persona distinta si me faltara alguna de ellas.

Es tu cuarto disco desde la disolución de El hombre burbuja. ¿Es tu mejor trabajo, del que te hallas más satisfecho?

Ya estoy empezando a pensar que en realidad es una mierda, así que tendré que ir ingeniándomelas para hacer otro disco y remendar el despropósito éste crear una tirita universal.

¿Como se hace un tema como “Una Mierda de canción”? Me ha llamado la atención.

Hay cosas tan duras que o bien las cuentas en clave de comedia o no se las traga nadie. ¿Hay algo más patético que terminar una relación amorosa y ponerte a escribir cancioncitas de amor? Con todo lo que hemos pasado, con lo bonito, profundo, verdadero que ha sido todo esto, que la cosa acabe en que el chico le escribe una puta cancioncita de amor… Y si, además, la canción es mala, ¿qué? Triste, ¿no?

Por eso aquello de “y antes de que me odies yo querría disculparme por hacer de estos desastres una mierda de canción”. Una persona lo pasa mal por tu culpa, tú lo único que haces es escribir una puta cancioncita creyéndote que eres alguien súper especial porque tienes habilidad para juntar tres acordes y, para colmo, resulta que esa canción es una mierda.

¿Porqué dieciséis temas? ¿ No son muchos? ¿Tenías mucho material bueno y no quisiste desestimar nada?

Tiré a la basura casi una decena de canciones ya terminadas. Y tenía muchos bocetos de otras aun por ahí. Para este disco he compuesto mucho. Y sí, son dieciséis temas, pero el disco entero no dura más de cuarenta y seis  minutos, lo que me parece una duración adecuada para un álbum, que es lo que pretendía hacer.

Pensé en hacer un doble con todas ellas, hacer un disco triste y otro alegré, pensé demasiado. Y finalmente decidí tirar unos cuantos temas e integrarlo todo en un solo álbum, lo que me trajo muchos quebraderos de cabeza para conseguirle una dinámica de estados de ánimo, una secuenciación en el orden de las canciones. Me ponía los temas en el reproductor del Windows media e iba cambiando el orden cada vez que lo oía, hasta que encontré un orden que por fin acabará con aquello.

Cuentas con colaboraciones de lujo: Abraham Boba, Cecilio Santiago (Nudozurdo), Pau Roca (La Habitación Roja), Jesús Chumillas (Amigos Imaginarios), Pablo Magariños, Nahum García, Queyi y Diego Galaz (Mastretta), ¿Mejor entre amigos?

Y si además son tan buenos como todos éstos, sin duda.

¿Es este un disco de amor, de desamor, de heridas, de dolor…?

Es un disco de relaciones personales, de todo tipo y condición, con momentos abajo y momentos muy divertidos.

Al oir el disco de estudio me quedó un interrogante en el aire, ¿Mejoras en vivo? ¿Qué plus, qué algo más ofreces?

Una banda realmente buena, que suena mejor que en el disco, y un payaso ahí delante que baila y hace cabriolas.

Enhorabuena por el disco, me ha gustado mucho.

Mil gracias, a vosotros.